Los inventos son, en la mayoría de las ocasiones, una serie de catastróficas desdichas que nos llevan a algo que no esperábamos. Los objetos más cotidianos de nuestro día a día eran, en su origen, usados para cosas muy diferentes y nadie se podía imaginar en lo que se terminarían convirtiendo.

Seguir leyendo artículo en rolloid.

También te puede interesar:  Graban en vídeo la intensa batalla del hombre que se tropezó con un ganso y que no le iba a dejar escapar