Amado conserje fue coronado como héroe en su escuela. Los alumnos lo quieren como su propio abuelo