Bebé sobrevive milagrosamente a un choque y su padre lo recibe entre brazos. Su madre no lo logró