Si algo supo hacer Netflix en los últimos tiempos, es traernos dramas de terror maravillosos, historias algo complicadas que no eran aptas para personas con problemas cardíacos. De la mano de Mike Flanagan han llegado varias de las más buenas, sino solo basta recordar Haunting of Hill House.

Seguir leyendo artículo en UpSocl.