Doctora cubierta de tatuajes los luce con orgullo para romper estereotipos: “No debería importar”