En 1933, Gustaf Håkansson tuvo una pelea con su barbero y jamás se volvió a afeitar, haciéndonos ver que se trataba de un hombre tozudo. Cuando se colocó al inicio de la carrera ciclista más dura de Suecia (18 años después, en 1951), lucía una exuberante barba blanca, que ya le hubiera…

Ahora puedes leer el artículo de La Voz del Muro sobre El anciano que ganó una carrera de 1760Km «haciendo trampas», tras recorrer otros 1000Km desde su casa.

También te puede interesar:  Consejos básicos para leer libros en inglés

Seguir leyendo artículo en LaVoz del Muro.