El cartel de un vecino harto del olor a marihuana: «nos vais a dejar gilipol*** del tó»