El luchador trans que ganó un campeonato de mujeres sin siquiera sudar. En 2017 su racha fue 57–0