El «mejor zoo» de Europa tiene suites en las que pasar la noche rodeados por animales salvajes