Ella quería unos fabulosos zapatos de 6000 dólares. Por sólo 40 su hermana los fabricó en casa