En este restaurante enseñaron una lección a un influencer que quería pagar la comida con “visibilidad”