Este hombre transformó un espacio vacío tras la pared en un diminuto dormitorio para su gato, y otros dueños de gatos se mueren de envidia