Francia abolirá uso de animales salvajes en circos y parques marinos. El comienzo de una nueva era