Hogar de ancianos creó una pista resbaladiza para sus abuelitos. Fue una ayuda para sentirse jóvenes