Incineraron un gato creyendo que era su mascota extraviada. El animal regresó a casa 22 días después