La vida da muchas vueltas y quienes hoy están abajo mañana pueden levantarse, tal como lo hizo esta mujer brasileña con mucho esfuerzo. Este es el caso de Adriana María Queiroz, de 42 años, quien por su origen humilde y raza fue discriminada, pero logró convertirse en una jueza de su…

Ahora puedes leer el artículo de UpSocl sobre La discriminaron por trabajar en limpieza y se convirtió en jueza: “No es fácil, pero es posible”.

También te puede interesar:  Era un perro vago y fue adoptado por empleados de una gasolinera. Dio gracias salvándolos de un robo

Seguir leyendo artículo en UpSocl.