La encontraron con una cuerda atada a su cuello y sarna. El amor de su rescatista cambió su vida