La famosa foto de dos pingüinos viudos abrazados ganó premio internacional. Emocionó a los jueces