La mujer que afirmaba que podía dar a luz conejos e interesó hasta el mismísimo rey de Inglaterra