Cuando un vecino del barrio de Puertosol, en Málaga (España), se acercó a revisar un contenedor de basura del sector, escuchó unos gemidos que venían desde adentro. Al revisarlo, encontró un saco de escombros cerrado y, al romperlo, encontró a un cachorro de mastín español en estado…

Ahora puedes leer el artículo de UpSocl sobre Lo metieron vivo dentro de un saco y lo dejaron a su suerte en un basurero. No era capaz de moverse.

También te puede interesar:  Adaptó una máscara para cuidar a su gato. El coronavirus no podrá contra lo tierno de ese minino

Seguir leyendo artículo en UpSocl.