Pasaban por su lado y nadie notaba que estaba herida. Una mujer decidió llevarla y ahora tiene hogar