Pequeña ave es protegida por un curioso paraguas de hielo. Maravilla natural en su máximo esplendor