Pequeño ciego cumple su anhelo de conocer y tocar el rostro de un payaso. Pudo vestirse con su nariz