Perrito abandonado no se alejaba de la chaqueta de sus dueños. Era lo único que le quedaba de ellos