Por primera vez desde que hay registros el ártico de Siberia no se congela en octubre. Mala señal