Proponen ley en Reino Unido para dar derecho a los inquilinos de tener mascotas. Podrán vivir juntos