Salón de fiestas dedica sus días a cocinar gratis para abuelitos en apuros. Hacen 100 comidas al día