Se sometió a nueve cirugías plásticas para transformarse en la doble de Ivanka Trump. Es su ídola