Según estudio, perder 2 horas de sueño puede aumentar la irritabilidad de las personas