Supermercado musulmán hizo oferta laboral excluyendo a mujeres en Francia. Solo querían hombres