Un ladrón escapa de la forma más estúpida posible de una tienda en la que había quedado encerrado