Vecina agradece de rodillas porque comenzó a llover en medio de brutal incendio. Un poco de alivio